Conecte con nosotros

Mundo

Estados Unidos, Chile, Perú y Canadá envían ayuda por incendios en Colombia

Publicado

el

El presidente de Colombia, Gustavo Petro, anunció este jueves que EE.UU., Chile, Perú y Canadá ya respondieron a la petición de ayuda internacional que formuló ayer para luchar contra al menos 31 incendios que afectan al país y que también se ha enviado a la Unión Europea (UE) y a la ONU.

“La humanidad ha desarrollado unos mecanismos de solidaridad (…) nosotros vamos a activarlo (…) En este momento en nuestro continente EE.UU., Chile, Perú son los países que ya han respondido, y Canadá en el último instante que tiene una enorme experiencia”, dijo Petro a la prensa en Tumaco, ciudad del Pacífico que se ha convertido en la sede del Ejecutivo durante esta semana.

Petro anunció el miércoles que iba a pedir ayuda internacional para combatir los 31 incendios activos en el país y los que pueden desarrollarse en los próximos dos meses en los que está previsto que se extienda el fenómeno de El Niño, causante de altas temperaturas y sequías, y hoy se ha pedido formalmente ayuda a la ONU y a la agencia de gestión de desastres de la UE.

Por ello, el mandatario se mostró seguro de que esa ayuda “comenzará a llegar” pronto. “Ya verán como con nuestra capacidad y las capacidades internacionales solventamos este momento de crisis climática traducido en calentamiento de la temperatura en nuestro país”.

En Colombia hay 31 incendios forestales activos que afectan a nueve departamentos del norte y centro del país y a Bogotá. Además, hay más de 900 municipios en alerta roja y 62 con estrés hídrico, según el último balance del presidente.

Los fuegos más preocupantes son los de los cerros orientales y del cerro El Cable, en Bogotá, pues el humo se extiende por buena parte de la capital y está afectando la calidad del aire y las operaciones aéreas, pero también los incendios de Nemocón (Cundinamarca) y el páramo de Berlín (Santander), que hace parte del complejo paramero de Saturbán, fundamental para abastecer de agua potable al noreste de Colombia.

El Gobierno convocó anoche al comité nacional para la gestión de riesgo donde se oficializó la decisión de declarar la situación de desastre y calamidad, que permitirá mover recursos presupuestarios para mitigar los incendios, sobre todo, según detalló Petro, para garantizar el acceso a agua potable y para las operaciones aéreas que atienden los focos de fuego.

De hecho, según Petro, Colombia desarrolla ya “la operación helicoportada más grande de la historia del país hecha para atender emergencias”, con 600 efectivos trabajando para apagar los fuegos y todas las unidades aéreas disponibles están operando.

Las autoridades, sin embargo, se mostraron preocupadas pues aún quedan dos meses más en los que se espera que la incidencia de El Niño sea alta, por lo que se espera que continúen los incendios, disminuyan las reservas de agua potable y sucedan más desastres como los deslizamientos de tierra en zonas donde este fenómeno está trayendo lluvias en vez de sequías.

Por eso, el Gobierno hizo un llamado a las autoridades locales para que usen los canales oficiales y se comuniquen directamente con el Puesto de Mando Unificado (PMU) para reportar cualquier percance y que pueda ser atendido con la mayor urgencia.

Seguir Leyendo
Haga clic para comentar

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *