Radiología, especialidad de grandes retos en México

México, 8 de Noviembre (Notimex).- A 124 años del descubrimiento de los principios de los Rayos X, hoy la atención médica especializada no se puede concebir sin la ayuda de la radiología, aunque a pesar de los avances logrados, prevalece el reto de hacer esta tecnología accesible a toda la población.

Por ello, al celebrarse este 8 de noviembre el Día Mundial de la Radiología, organismos internacionales como la Organización Mundial de la Salud (OMS), así como la Panamericana de la Salud (OPS), han destacado la necesidad de sensibilizar a las personas sobre el papel de esta especialidad en la salud pública.

Y es que, aunque hoy resulta común acudir a un hospital y recibir atención en la que se saquen placas de rayos X, ultrasonidos, ecografías y otras pruebas de naturaleza ecomagnética o radiológica, pero aún existen lugares a donde todavía no ha llegado esta tecnología debido a falta de recursos o especialistas.

Al respecto, el médico radiólogo Gustavo Vázquez Cardoso, compartió con Notimex el hecho de que México se encuentra en un muy buen nivel internacional en materia de radiología, “sobre todo en los centros hospitalarios grandes”.

Ello se debe también en parte a que la radiología es una de las áreas que más ha avanzado junto con la tecnología, de manera que hoy todos los equipos de radiología “tienen que ver o han avanzado conforme ha avanzado la tecnología en la computadora”.

“Gracias a ello hoy es posible contar con diagnósticos más rápidos y precisos, con menos dosis de radiación hacia el paciente y con unas imágenes más nítidas y por consecuencia mucho más precisas”, aseguró en entrevista con Notimex.

Sin embargo, reconoció que el principal reto del radiólogo hoy, al igual que en muchas otras áreas médicas, es mantenerse actualizado, “mantenernos a la vanguardia en cuanto a cuestión diagnóstica y de tratamientos”.

Y es que hoy la ciencia avanza a pasos tan agigantados y a veces muy rápido por lo que muchas veces como médico “nos rebasan completamente” y ese es uno de los retos principales como médico, aseguró.

Aun así, México se ha destacado por la vocación innovadora de sus médicos, de ahí que haya sido de los primeros países en incursionar en esta especialidad, siendo la Ciudad de México “cuna del primer estudio radiológico en la República mexicana.

Y así lo destaca también el especialista del Departamento de Imagen, Hospital MEDISCIN, en Ciudad Valles, San Luis Potosí, Carlos Adrián de Alba Guevara en el artículo del mismo título y que elaboró en conjunto con Fernando de Alba Quintanilla, del Centro de Radiodiagnóstico de Ciudad Valles, y Gustavo Casián, del Servicio de Radiología e Imagen en el Hospital Juárez de México.

En resumen, los especialistas destacan en su publicación que fue en agosto de 1896 cuando el ingeniero Gilberto Crespo y Martínez publicó un artículo en el que presentó dos radiografías realizadas por Roberto Jofre y Fernando Ferrari Pérezen.

En ese entonces, se trató de las dos primeras radiografías llevadas a cabo en la República Mexicana, dos meses antes de las efectuadas en la ciudad de San Luis Potosí el 24 de octubre y la del doctor Tobías Núñez en el Hospital Juárez, el 19 de octubre de ese mismo año.

Este hecho se dio a un año de que Wilhelm Conrad Roentgen publicara sus descubrimientos sobre los rayos X, en noviembre de 1895 cuando estudiaba los rayos catódicos, lo que en breve se difundió a nivel mundial y siendo México uno de los países que con entusiasmo aceptó el reto de incursionar en esta nueva tecnología.

Hoy, la radiología se extiende más allá de los rayos X y se puede hablar de otras especialidades radiológicas, como la vascular e intervencionista, la resonancia magnética, la mastografía, el ultrasonido y la tomografía computarizada, por mencionar las más conocidas.

El nuevo reto en México y el mundo está en contar con más radiólogos especializados, para auxiliar a las otras ramas de la medicina a brindar un mejor servicio, con diagnósticos más precisos y que se traduzcan en tratamientos más eficientes.

En ese sentido, el radiólogo Vázquez Cardoso aclaró que la radiología implica la formación de especialistas, toda vez que la lectura de la imagen obtenida por un estudio radiológico implica todo un proceso de conocimientos para interpretar lo que hasta hace más de un siglo “solo era posible ver en cadáveres”.

Hoy, cada especialista requiere del radiólogo información acorde a las necesidades de la especialidad, por lo que la información de un ortopedista será diferente a la de un ginecólogo o un cardiólogo.

Incluso así, el especialista advirtió que por sí solo al radiólogo se le puede ir información, “porque no hay dos cuerpos iguales y, por lo mismo, cada uno reacciona o se comporta de manera diferente, es sentido destacó el trabajo en equipo con el especialista que solicita el estudio y los datos clínicos de la patología del paciente.

De ahí deriva el reto de adquirir cada vez una mayor especialización, lo cual muchas veces se ve limitada no por la falta de interesados en formarse, sino porque “la gente que estamos adiestrados para ser radiólogos estamos más bien sujetos al número de lugares disponibles” después del examen Nacional para Especialidades Médicas.

Ante ello, aseguró que “personal hay y que el nivel que tenemos es bueno, pero se puede mejorar. Sin embargo, también nos enfrentamos al dilema de que no hay más radiólogos porque no hay forma de formarlos”.

A ello también se suma la necesidad de una inversión considerable, ya que muchas de las instalaciones de radiología requieren de infraestructura especial para controlar y evitar la fuga de radiaciones, lo que implica un cierto grado de inversión que algunos hospitales no están en posibilidades de solventar.

En ese sentido, dijo, podemos ver que el radiólogo en México se ve un tanto rezagado en materia de atención primaria precisamente por la dificultad del acceso a los equipos, por lo que en algunas ocasiones el único servicio al que se tiene acceso es el de rayos X.

Este estudio es hoy de nivel base, ya que a pesar de los avances logrados y que se han traducido en imágenes de mayor precisión y resolución, se quedan cortos para contar con más información de lo que solo una imagen bidimencional me puede ofrecer contra la de una tomografía.

Ante ello, al cumplirse 124 años del descubrimiento y desarrollo de la radiología, el reto de México es lograr una mayor extensión de sus servicios radiológicos, una mayor especialización y una mayor inversión que se traduzca en un mejor servicio en beneficio de muchas especialidades médicas y de la salud de sus pacientes.

167 total views, 11 views today

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *